RSS

Me invitaron a pertenecer a un grupo…

25 Ene

Hace un par de días solamente.

Lo hizo una querida amiga, lo cual fue mi primer motivo para aceptarlo.

Le dio ella nombre al grupo, “Crecer Decreciendo”.

Y mi simple intelección de los términos fue el segundo motivo: crecer nosotr@s, los humanos, “quitándonos cosas de dentro”, decreciendo a los ojos del mundo establecido, del viejo mundo errado del ser humano.

Pero me equivoqué.

No en el afecto sino en mi interpretación del nombre.

Porque al día siguiente leí de sus palabras que –inspirado, además, en una iniciativa anterior de otra persona amiga- tenía el nombre otras pretensiones. Diría yo que “contenía una ideología”.

Al parecer su pretensión es “cambiar los paradigmas socioeconómicos y emocionales” que están vigentes en nuestra sociedad.

Y respondí en cuanto leí estas palabras que yo no me comprometía con eso, que mi compromiso reside en lo que somos los humanos, yo dentro de ello en primer lugar. Añado ahora que el conocernos a nosotr@s mismos es el primer paso de este compromiso. ¡Y no de modo intelectual, sino a través del “darse cuenta”!

Y a partir de ahí, IR DECRECIENDO.

Es decir, eliminando pensamiento e impulsos negativos del cerebro y de la mente…Perdiendo “peso” y entidad sobre lo que la sociedad, el mundo, consideran.

VACIARSE…

Llegar al subconsciente donde portamos la historia entera de la humanidad que somos…Desandar el camino equivocado…

Y realizado esto POR CADA UN@, no de manera colectiva,  porque también eso nos ha demostrado la historia a través de las religiones y las filosofías e ideologías políticas QUE ES INEFICAZ…¿Acaso el mundo ha cambiado tras escuchar las palabras de Buda, de Jesús, de Marx y Engels, Lenin o Stalin?…

Por ello es necesario afrontar LAS RAÍCES, NO LOS EFECTOS.

EL CAMBIO VERDADERO SE PRODUCE A NIVEL INDIVIDUAL.

Y en él se afronta el cambio de la Humanidad, la cual somos y llevamos dentro…

Conozco yo el aprecio que nuestra común amiga “inspiradora” de esta iniciativa tiene por “el conocimiento”. El cual vale, lisa y llanamente, para las dimensiones materiales del vivir. Pero que no vale en absoluto para transformar al ser humano.

Si valiera, los “santos” serían ante todo “catedráticos”, y la Academia Sueca dispensaría los máximos honores de elevación espiritual cuando concediera un premio Nobel, sustituyendo en dicha acción a “las iglesias”.

Y si es claro que las iglesias, cuando declaran un santo o santa, están siguiendo en ello sus propios paradigmas e intereses, no lo sería menos, desde luego, esa otra alternativa.

La cual, además, incluiría otra larvada declaración:

Que los ignorantes estarían lejos del verdadero Bien…Lo cual hasta al sentido común ofende…

 

Se me añadió otro indicador en las palabras de mi amiga, un video que contenía una conferencia de un catedrático al respecto de ese “decrecer” y que ella invitaba a escuchar.

No lo hice.

Me bastaba con saber que la diera un catedrático.

Y no se concluya que desprecie ni sus conocimientos ni sus palabras, que seguro serían inteligentes los unos y puede que seductoras las otras.

Simplemente recalco que me parece saber que el conocimiento como tal no transforma al ser humano.

¡Y ya no quiero usar más tiempo de mi vida (presuntamente ya escaso) en caminar por carreteras sin salida donde la humanidad viene  milenios encerrándose!…

Forma parte de mi error el haber invitado a algunas personas a pertenecer a este grupo.

Y quiero que les llegue a ellas la información.

Luego, obviamente, ellas harán lo que deseen. Pero espero que ya no por el influjo que pudiera yo haber tenido…

Estas serán mis últimas palabras dirigidas al grupo “oficialmente”, como “exmiembro” suyo.

Lo cual en absoluto significa que me niegue a intervenir a nivel individual en conversaciones de las personas que lo componen. Soy un ser humano que participa con todos los humanos, sin restricción ni barreras. “Lo humano” es mi asunto

viviéndolo alma adentro…

Y deseo de corazón a todas las personas que pertenezcan o quieran pertenecer a este grupo

QUE ENCUENTREN MÁS QUE LO QUE BUSQUEN.

Que no se queden dentro de las fronteras de “lo conocido”.

PORQUE ES JUSTAMENTE EN “LO DESCONOCIDO” (DE NOSOTR@S MISMOS Y DE LA REALIDAD INFINITA) DONDE SE HALLA LA SALIDA DEL CAMINO QUE TRANSFORME NUESTRA HUMANIDAD.

 

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 25 enero, 2013 en Reflexiones y vivencias

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: